Cuando se quedan solos en casa estos chicos gays aprovechan para follar, uno le habla al otro para reunirse y tener una buena sesión de sexo gay muy duro, cada uno ya tienen su rol bien definido, el chico activo le folla el culo al pasivo, se la mete muy duro y lo hace gemir de placer…